los peritajes serán claves para la investigación
los peritajes serán claves para la investigación

los peritajes serán claves para la investigación

Telam SE

Los investigadores del crimen de Daiana Abregú, la joven de 26 años hallada asfixiada en una comisaría de la ciudad bonaerense de Laprida el 5 de junio último, aguardan para la próxima semana los resultados de una serie de peritajes que serán evaluados para luego resolver la situación procesal de los cinco policías detenidos por el caso, informaron hoy fuentes judiciales.

Se trata de un estudio histopatológico y de otras muestras levantadas del cuerpo de la víctima; por un lado; y de un rastreo epitelial y análisis de fuerza sobre la campera con la que, según los efectivos, Daiana se ahorcó.

Según las fuentes, estos peritajes se llevan a cabo en la ciudad de La Plata y los pesquisas estiman que la semana próxima ya podrían estar los resultados de los histopatológicos, mientras que los de la campera podrían demorarse unos días más.

La intención de los investigadores es que los mismos sean incorporados al expediente a cargo del fiscal especializado en Violencia Institucional de Azul, José Ignacio Calonje, antes de que este defina si solicita la prisión preventiva de los cinco policías detenidos.

Un vocero de la pesquisa explicó a Télam que, una vez que se conozcan esos resultados, se analizará la posibilidad de realizar una junta médica y una criminalística.

También se esperan los resultados de los peritajes sobre los teléfonos de los cinco policías detenidos con el fin de analizar sus comunicaciones durante el día de la muerte de Daiana y los posteriores.

El martes, al ser indagada por el fiscal Calonje, la policía Vanesa Núñez, quien estaba de guardia en el sector de calabozos, admitió haberle mandado a una amiga y a su novio -que conocía a la víctima- unos mensajes de audio de cuando Daiana raspaba las paredes de la celda donde estaba detenida.

La oficial dijo que no obstante esos mensajes los borró de su teléfono poco después, agregaron las fuentes.

En su declaración, Núñez, quien fue quien halló a Daiana muerta, abonó la hipótesis del suicidio por ahorcamiento y sostuvo que intentó reanimarla durante “quince minutos” hasta que finalmente llegó la ambulancia.

Por el caso también fueron indagados los policías Juliana Zelaya, Adrián Osvaldo Núñez, Pamela Di Bin y Leandro Fhur, quienes se desempeñaban en la Estación de Policía Comunal de Laprida al momento del hecho.

Los cinco acusados fueron aprehendidos el domingo último por efectivos de la Policía Federal Argentina (PFA) que actuaron por orden de la jueza de Garantías 1 de Olavarría, Fabiana San Román y a pedido del fiscal Calonje.

El giro en la investigación

Las detenciones ocurrieron tras un giro que dio la pesquisa con el resultado de la segunda autopsia al cuerpo de Daiana, realizada en La Plata.

“Hay elementos que nos pueden decir que estamos frente a un homicidio y así lo califiqué”, manifestó ayer el fiscal Calonje en una conferencia de prensa.

En esa reautopsia, los forenses establecieron que en el cuerpo de la joven “se constataron hallazgos compatibles con un síndrome general asfíctico”, sin que se advirtiera surco de ahorcadura, lesiones en partes blandas (músculos del cuello) ni alteraciones en laringe ni del hueso hioide, lo que descarta de plano que se haya colgado con su campera, tal como indicaba la versión policial y avalara la primera autopsia.

En el escrito en el que el fiscal pidió las detenciones, al que tuvo acceso Télam, se destaca que el resultado de ese estudio “reconduce el panorama”.

Además, Calonje tuvo en cuenta los dichos de la madre de Daiana y otros testigos que aseguraron que la joven no había evidenciado conductas suicidas ni depresivas, sino que planeaba mudarse en esos días a la ciudad de La Plata con su hijo para estudiar.

Al describir el hecho, el fiscal afirmó que “los aquí imputados, actuaron de manera conjunta, mediante distribución de roles” y que aprovecharon “el estado de indefensión de la damnificada, por encontrarse privada de su libertad, sin posibilidad de ser asistida por terceras personas o pedir auxilio, posiblemente esposada; realizando los encartados maniobras de asfixia sobre la víctima ocasionándole la muerte”.

Sin embargo, las defensas de los cinco policías objetaron hoy los resultados de la segunda autopsia y aseguraron que la joven “se suicidó”.

Daiana fue hallada muerta la tarde el 5 de junio último en una celda de la Estación de Policía Comunal de Laprida, unos 430 kilómetros al sudoeste de la provincia de Buenos Aires, tras ser aprehendida cerca de las 7 de la mañana porque se encontraba alcoholizada y realizando disturbios en la vía pública.

Fuente: https://www.telam.com.ar/notas/202207/599835-crimen-laprida-daiana-peritajes.html

Abrir chat